El regreso de Mary Poppins – Mary Poppins Returns (2018) – Crítica

El regreso de Mary Poppins (2018). Julie Andrews, las chimeneas y las canciones de 1964 fueron y serán la perfección. La vara quedo muy alta para quien continuara la historia. Al tratar de apegarse tanto a la primera película, esta secuela no tiene su magia , y en pos de ese objetivo inalcanzable suma minutos innecesarios de cuadros musicales. No obstante el Farolero,  sus compañeros y una firme Emily Blunt hacen un honorable update. El publico infantil no es el de 50 años atrás, perdimos por el camino toneladas de inocencia y encima ya no es novedad la mezcla de cine con animación.


Eso si, a esta Mary Poppins en muchas escenas se la siente distante y gruñona. Colin Firth y Meryl Streep están “agregados” solo para darle valor agregado al producto. El cameo de Dick Van Dyke salva las papas.

 

Tal vez te interese...