La mula – The Mule (2018) – Crítica

Basada en la historia real de Leo Sharp, un veterano de la Segunda Guerra que a sus ochenta años se convirtió en traficante de drogas para el Cártel de Sinaloa, Eastwood vuelve a probar la formula del 2009 de Gran Torino, con su guionista Nick Schenk a la cabeza. Otra vez el relato elegante y sobrio con ritmo pretendidamente lento, esconde una mirada crítica a la actualidad de los EE.UU. Esta vez es un anciano que se rebela contra la tecnología -y sigue su propio camino desconcertando a narcos y policias.

El actor/director de 88 años se apoya en 6 grandes actores secundarios (Bradley Cooper, Andy Garcia, Laurence Fishburne, Taissa Farmiga, Dianne Wiest y Alison Eastwood). Quizá se banalice un poco al crimen como solución a problemas económicos, y hace un poco de ruido que Andy Garcia interprete a un capo de la mafia «latino». Todo un cliché.

 

 

(Visited 110 times, 1 visits today)

Te podría interesar